Telos, VOL. 15 NO. 3 - SEPTIEMBRE-DICIEMBRE 2013

Tamaño de la letra:  Pequeña  Mediana  Grande
TELOS COMPLETO-final-15-3

TELOS. Revista de Estudios Interdisciplinarios en Ciencias Sociales
UNIVERSIDAD Rafael Belloso Chacín
ISSN 1317-0570 ~ Depsito legal pp: 199702ZU31
Vol. 15 (3): 459 - 482, 2013




Diagnstico del sector agroalimentario venezolano: un análisis desde la perspectiva
de la competitividad sistémica*

Diagnosis of Venezuela Nagri-Food Sector: an Analysis From the Perspective of Systemic Competitiveness

Rosana Meleán Romero** y Guillermo Rodríguez Medina***

Resumen

Lograr la competitividad empresarial no es tarea sencilla, más an cuando existen dificultades a nivel del macro ambiente que afectan el ambiente interno de las organizaciones. Ante tales situaciones, las empresas deberán prepararse para afrontar situaciones externas y fortalecerse en un contexto que depara incertidumbre y fuertes exigencias. En tal sentido, se plantea como objetivo diagnosticar el sector agroalimentario venezolano, con especial énfasis en el sub sector agrícola animal; se asume el modelo de competitividad sistémica propuesto por Esser et al. (1996) y asumido por la Comisin Econmica para América Latina y el Caribe Cepal (2001), Benavides (2002), Cabrera et al. (2011), Saavedra (2012), entre otros. La investigacin es documental- analítica y no experimental. Los resultados permiten inferir que existen debilidades en el sector estudiado; concluyendo que no existe competitividad en los niveles meta, macro, meso y micro. En el nivel meta, existen alianzas y convenios con otras naciones, sin embrago, Venezuela en la mayoría de los casos es país receptor de tecnología; a nivel macro, existen regulaciones y controles que restringen los desarrollos en el sector analizado. En lo que respecta a la configuracin del sector estudiado (nivel meso), así como en el nivel interno de las unidades estudiadas (nivel micro); se evidenci mayor nivel de organizacin y desarrollo en los rubros avícola y porcino, mas no en el rubro de ganadería bovina.

Palabras clave: Diagnstico organizacional, competitividad sistémica, sector agroalimentario, sub-sector agrícola animal, rubros bovino, avícola y porcino.

Abstract

Achieving enterprise competitiveness is no easy task, especially when there are difficulties at the level of macro environment affecting the internal environment of organizations. In such situations, companies should be prepared to face external situations and strengthened in a context that holds uncertainty and high demands. In this sense, we propose to diagnose the food sector, with special emphasis on agricultural sub animal assumes the systemic competitiveness model proposed by Esser et al. (1996) and adopted by the Economic Commission for Latin America and the Caribbean, CEPAL (2001), Benavides (2002), Cabrera et al. (2011), Saavedra (2012), among others. The analytical research is documentary and experimental. The results infer that there are weaknesses in the sector studied, concluding that there is no competitiveness in target levels, macro, meso and micro. At the target level, there are alliances and agreements with other nations, no clutch, Venezuela in most cases is recipient of technology, at the macro level, there are regulations and controls that restrict the developments in the sector analyzed. With respect to the study area configuration (meso level), and in the internal level of the studied units (micro level) evidenced higher level of organization and development in the areas poultry and pigs, but not in the field of cattle.

Keywords: Organizational diagnosis, systemic competitiveness, food industry, agriculture sub-animal, bovine products, poultry and pigs.

Introduccin

Desde finales del siglo XX y principios del siglo XXI, las organizaciones modernas han asumido importantes retos, como consecuencia de la dinamicidad del contexto en el que se desenvuelven; donde se hacen más fuertes las exigencias de los mercados, producto de la apertura que han tenido en los ltimos años y la volatilidad de los mismos (Gutiérrez, 2011; Peña, 2011; Segovia y Albornoz, 2011).

Este contexto, impone asumir nuevos paradigmas para permanecer y liderar posiciones de dominio en los mercados, tanto nacionales como internacionales, pues en ellos, se miden las empresas no por su tamaño, ni su tecnología, sino por el conocimiento y las destrezas que posean para ofrecer productos y/o servicios de calidad. Sobre el particular, señalan Soñeiro y Castañon (2012) que el nuevo enfoque de competitividad se basa en la creacin de ventajas competitivas, creadas dinámicamente por empresarios y Gobiernos mediante un conjunto de estrategias y acciones empresariales, políticas pblicas y relaciones interinstitucionales que buscan la agregacin de valor.

Así, la competitividad dependerá de la calidad de las interacciones que las organizaciones establecen con una serie de factores externos e internos; entre los cuales, se pueden mencionar: econmicos, eficiencia de la cadena de valor, infraestructura física, capital humano e infraestructura para la provisin de servicios financieros, apoyo a las exportaciones, asistencia tecnolgica y sistemas legales (Soñeiro y Castañon, 2012). Estos factores son compartidos por Porter (2003), Benavides (2002), Esser et al. (1996), Labarca (2007), entre otros autores.

Para lograr la competitividad las organizaciones deben considerar factores provenientes de entornos externos (mundial y nacional -macro ambiente-: legales, econmicos, políticos, tecnolgicos, ambientales, sociales, principalmente). Otros internos relacionados con el desempeño pleno de funciones medulares del negocio, así como, la consideracin de actores que forman parte de su contexto inmediato (interactan con el sistema productivo): proveedores, distribuidores, competidores y clientes. Todos fundamentales para el eficiente desenvolvimiento de las cadenas productivas de las empresas y la competitividad.

La existencia y reconocimiento de estos elementos, externos e internos al contexto organizacional, se abordan en la presente investigacin, cuyo objetivo central es diagnosticar el sector agroalimentario venezolano, con especial énfasis en el sub sector agrícola animal desde la perspectiva de la competitividad sistémica.

Este sector particular de la economía venezolana, es fundamental en cualquier país del mundo. Provee los insumos básicos para la alimentacin de la poblacin, por lo que no se cuestiona su importancia estratégica dentro de la economía mundial; sin embargo, a pesar del carácter estratégico o preferencial (Mercado, Crdova y Testa, 2007) otorgado por diferentes gobiernos, no todas las naciones han logrado autoabastecerse por completo de productos alimenticios básicos para lograr una alimentacin plena.

Tanto es así, que en el siglo XXI se está en presencia de una crisis alimentaria a escala planetaria, causada por condiciones estructurales (Carlin, 2004). Todo ello, justifica el estudio que se pretende; el cual inicia con una revisin de literatura y documentos científicos y oficiales, lo que cataloga la investigacin como documental-analítica. Su diseño es no experimental, complementando en algunos casos, con entrevistas semi estructuradas aplicadas a informantes clave en los subsectores estudiados (bovino, avícola y porcino).

En el sub sector bovino, se seleccionaron productores de la regin zuliana partiendo de un muestreo intencional a pequeños, medianos y grandes productores. En el sub sector avícola y porcino, se entablaron conversaciones con gerentes de operaciones de las principales empresas de la regin zuliana (en fases clave de la integracin vertical que caracteriza ambos sub sectores, entre ellos gerentes de plantas de alimentos, proceso de engorde y beneficio, principalmente), por ser quienes manejaban desde una perspectiva integral aspectos internos y externos a las realidades organizacionales en las que se encontraban inmersos. Todo ello reuni alrededor de quince gerentes con amplia visin del negocio por ellos gestionado.

El sector de ovinos y caprinos se excluye del estudio realizado, dada la limitada representatividad de su produccin al compararla con el resto de los rubros citados.

Sector agroalimentario venezolano. Sub sector animal: rubros básicos

El sector agroalimentario venezolano, se divide en dos sectores: 1) vegetal y, 2) animal (Ley Orgánica de Seguridad y Soberanía Agroalimentaria, 2008); este ltimo conformado por cuatro rubros básicos: avícola, bovino, porcino y ovino y caprino, de los cuales, los tres primeros, resultan ser los más representativos considerando los niveles de produccin y de consumo a nivel nacional e internacional.

Para efectos de esta investigacin, se descarta el rubro de ovinos y caprinos, por: 1) la limitada representatividad de su produccin al compararla con el resto de los rubros citados y, 2) la escasa estructura formal de las unidades que lo conforman. La cría de ovinos en Venezuela, ha tenido una importante evolucin en los ltimos años en relacin al crecimiento poblacional; sin embargo, no existe informacin suficiente que permita evidenciar el uso eficiente de los recursos disponibles con el objetivo de incrementar la oferta de carne y, en consecuencia, de proteína animal (Martiña et al., 2008).

Segn estadísticas presentadas por la Organizacin de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentacin FAO (Organizacin de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentacin, 2013), en la (década 1990-2000, en Venezuela se evidencia un aumento gradual sostenido en la produccin de carne de pollo, vacuna (bovino) y cerdo1.

Sin embargo, se evidencia un descenso de la produccin de los rubros estudiados en los año 2002-2004. Esto producto de los acontecimientos críticos vividos en el país (Morales, 2012) como consecuencia de pronunciamientos militares, golpe de estado, un paro empresarial y petrolero de dos meses, consecutivas protestas y paros nacionales. Se estuvo en presencia de una paralizacin de casi el 100% de la actividad de pequeñas, medianas y grandes empresas del aparato productivo nacional, incluyendo las pertenecientes al sector agrícola animal.

El sector avícola recupera su crecimiento gradual a partir del año 2007, el rubro de carne vacuna, mantiene una mayor fluctuacin (alzas y bajas), siendo el rubro de cerdo el que mantiene un crecimiento constante desde el año 2000 con excepcin de los años (2000-2004) (Gráfico 1).

A pesar de los incrementos de la produccin de los rubros estudiados, Venezuela no logra satisfacer la demanda de la poblacin (Segovia y Albornoz, 2011), produciéndose un desabastecimiento de rubros como el avícola y bovino (Bustillo, 2011, Machado, 2011), que es cubierto con importaciones (Loyo, 2013)2.Esto se evidencia las cifras del consumo aparente diario per cápita, el cual presenta una variacin interanual (2011-2012) negativa para los rubros de carne de pollo y de res (2.14 a 0.05 y 0.66 a -8.44 respectivamente). Para la carne de cerdo, se redujo de 14.02 a 7.73 (Instituto Nacional de Estadística, 2013).

El comportamiento del sector agrícola animal venezolano, está marcado por aspectos tanto externos como internos que se describen en párrafos subsiguientes desde la perspectiva de la competitividad sistémica. Por ser un sector estatégico a nivel nacional, el incremento de su produccin para abastecer la poblacin venezolana es imperante, y para ello es necesario reconocer lascaracterísticas particulares que denotan su complejidad e incrementar la produccin y productividad de los sistemas que desarrollan. Trabajar por ser competitivos requiere armonizar factores externos e internos y el trabajo conjunto con los diferentes actores que conluyen en el sector (gobierno- proveedores-distribuidores-empresas).

Frame_55.JPG

Algunas reflexiones sobre competitividad

Competitividad, en el sentido genérico de la palabra, se refiere a la capacidad de competir, sin embargo, la pregunta radica en: cmo competir?, con que atributos se compite?, qué necesita una organizacin para competir?, qué factores influyen en la competitividad de una empresa?, porqué algunas empresas, y más an sectores industriales o naciones son competitivos y otros no?, en fin, innumerables serían las interrogantes que surgirían al abordar el término, y las implicaciones que denota la definicin de competitividad.

Porter (2003), al tratar de definir la competitividad nacional, aclara que a pesar de las discusiones sobre el término, no existe una teoría convincente que lo explique, ni siquiera, una definicin aceptada de competitividad aplicada a la nacin, y a pesar que el concepto de competitividad empresarial está claro el de competitividad nacional, no lo está.

Al respecto, Esser et al. (1996), la definen como aquella que se caracteriza y distingue por reconocer que un desarrollo industrial exitoso no se logra nicamente con una funcin de produccin en el nivel micro, o de condiciones macroeconmicas estables en el nivel macro, sino también por la existencia de medidas específicas del gobierno y de organizaciones privadas de desarrollo orientadas a fortalecer la competitividad de las empresas (nivel meso). Además la capacidad para vincular las políticas meso y macro está en funcin de un conjunto de estructuras políticas y econmicas y de un conjunto de factores socioculturales y patrones básicos de organizacin (nivel meta).

Con el transcurrir de los años, producto de los cambios experimentados en el panorama econmico mundial, nacional, organizacional e individual, se evidencian modificaciones en la definicin de la competitividad, y se comienza a definir desde una perspectiva sistémica.

En consecuencia, el Esser et al. (1996), comienza a asumirla desde una visin sistémica basada en la incorporacin de progreso técnico y conocimiento, y no como en el pasado, en la ventaja comparativa (Benitez y Cruz, 2006, Solleiro y Castañon, 2012). Esta visines compartida por Benavides (2002) e incluso supera enfoques desarrollados posteriormente como los de Pérez-Escatel y Pérez (2009), quienes la conciben como la creacin de ventajas competitivas dinámicas a través de procesos de aprendizaje y fortalecimiento de los sistemas de innovacin.

Para Labarca (2007), el planteamiento terico-metodolgico de la competitividad ha evolucionado a lo largo de los cambios ocurridos en el escenario mundial, y a medida que se incrementa la complejidad de las nuevas formas de organizacin industrial, los principios tericos de la competitividad adquieren más vigencia y mayor valor estratégico para la formulacin de planes de desarrollo en países del tercer mundo.

ávila y Guillezeau (2008) plantean que se debe desarrollar la habilidad para exportar e importar, movilizar recursos, emplear eficientemente los factores productivos y los recursos naturales e incrementar la productividad con la finalidad de mejorar el estándar de vida de una nacin, interrelacionando los siguientes factores: 1) ambiente macroeconmico; 2) habilidad para absorber, usar y desarrollar tecnologías para reducir costos de produccin, mejorar la calidad de la produccin e innovar nuevos productos; y 3) estrategias de mercadeo e instrumentos y mejoramiento de condiciones de comercio internacional, incluyendo, empaques, red de ventas y servicios post-ventas.

Ratificando lo anterior, Cabrera et al (2011) precisan que el tema de la competitividad no es un concepto aislado de los entornos macroeconmicos mundiales y regionales, ni de la toma de decisiones en cada una de las empresas. El supuesto analítico es un requisito para abordar los temas que se van encontrando en las organizaciones particulares, planteamientos respaldados por Saavedra (2012) quien asume la competitividad como un aspecto que adquiere cada vez mayor relevancia en el campo de las empresas, lo cual se deriva de las exigencias del entorno econmico actual enmarcado en el proceso de globalizacin.

El autor precisa que la competitividad de una empresa depende de la productividad, la rentabilidad, la posicin competitiva, la participacin en el mercado interno y externo, las relaciones interempresariales, el sector y la infraestructura regional, aspectos compartidos por el Fondo Econmico Mundial (2013), organismo que precisa requerimientos básicos (Instituciones, infraestructura, estabilidad macroeconmica y salud y educacin primaria); promotores de eficiencia y la innovacin.

Segn The Global Competitiveness Report (20122013), Venezuela se encuentra en un período de evolucin (transicin) que implica el fortalecimiento o consolidacin de sus: Instituciones, infraestructura, entorno macroeconmico, salud y educacin primaria, para insertarse en indicadores potenciadores de eficiencia asociados a: educacin superior y capacitacin, mercados (laboral, financiero), eficiencia, tecnología.

Todo lo anterior conlleva a pasar de la ventaja comparativa a la ventaja competitiva, a la cadena productiva y la revisin del entorno, a la nocin de competitividad sistémica, de regionalizacin, clusters y territorios competitivos; evolucin que permite enfrentar nuevos retos: globalizacin, internacionalizacin y desregulacin de mercados (Saavedra, 2012).

En síntesis, se asume la competitividad como un concepto multidimensional (Solleiro y Castañon, 2012; Avila y Guillezeau, 2008) y complejo, que requiere de la interaccin de factores en los niveles meta, macro y meso (factores externos y no controlables por las organizaciones), y otros propios del nivel interno (micro) de las organizaciones, donde se definen estrategias orientadas hacia los procesos (fortalecimiento de funciones esenciales, incrementar la eficiencia y la productividad); hacia los productos (bienes con costos competitivos y alta calidad); y hacia los mercados (ampliacin, reconocimiento y liderazgo tanto en el contexto nacional como internacional) (Gamboa et al. 2003a, 2003b, 2001).

En consecuencia, a pesar de existir diversas formas para la medicin de la competitividad (Solleiro y Castañon, 2012, Zaraza-Escobar et al., 2011), para efectos de esta investigacin se asumen los cuatro niveles de la perspectiva sistémica para diagnosticar el sector agrícola animal venezolano.

Dichos niveles analíticos (Esser et al., 1996; Comisin Econmica para América Latina y el Caribe Cepal, 2001;Labarca, 2007; ávila y Guillezeau, 2008;Montoya et al. ,2008; Cabrera et al., 2011;Saavedra, 2012; entre otros autores y organismos)son asumidos por diferentes autores, que a pesar, de no emplear terminología similar para su abordaje, consideran aspectos, en esencia similares:

  • Nivel Meta: gobernabilidad y competitividad industrial, constituido por patrones de organizacin política y econmica orientados al desarrollo y por la estructura competitiva de la economía en su conjunto.
  • Nivel Macro: vinculacin de la estabilizacin econmica y la liberalizacin con la capacidad de transformacin (condiciones macroeconmicas estables: política cambiaria, comercial, entre otros).
  • Nivel Meso: apoyo a los esfuerzos de las empresas, conformado por políticas efectivas para la creacin de ventajas competitivas por el entorno y las instituciones.
  • Nivel Micro: requerimientos tecnolgicos e institucionales constituidos por la capacidad individual de desarrollar procesos de mejora continua y asociaciones y redes de empresas con fuertes externalidades.

Los niveles meta, macro y meso son necesarios para lograr los objetivos a nivel micro (eficiencia, productividad, innovacin, calidad, rentabilidad). En el contexto venezolano, donde la volatilidad de la economía (Vera, 2010), factores políticos y legales fundamentalmente, así como la dependencia en gran medida de las importaciones de insumos y productos, la pocas exportaciones de productos con valor agregado (Banco Central de Venezuela, 2013), obstaculizan lograr la competitividad de sus cadenas productivas, sectores, regiones y, en fin ltimo la nacin.

En la Figura 2, se establecen los niveles, determinantes y la interrelacin de cada uno de ellos. En el Cuadro 1, se agrupan y detallan: determinantes planteados por Porter (1991), Esser et al. (1996), Cepal (2001), Benavides (2002), Cabrera et al. (2011), Montoya et al. (2008), Labarca (2007), Saavedra (2012), Rojas et al. (2000), Serna et al. (2013), Solleiro y Castañon (2012) y Zaraza-Escobar et al. (2011) principalmente.

Competitividad en el sector agroalimentario: sub sector agrícola animal

En esta seccin se precisan los niveles de análisis de la competitividad sistémica, haciendo alusin a los rubros estudiados: bovino, avícola y porcino.

Nivel meta:

En el año 2012, Venezuela, ingresa al Mercado Comn del Sur (Mercosur), fortaleciendo con esto lazos existentes entre las naciones que lo integran. Las naciones pertenecientes a este bloque con las cuales se han establecido alianzas estratégicas son Argentina y Brasil. Otros países son China, Cuba, Irán, Nicaragua y Belarus (Ministerio del Poder Popular para la Agricultura y Tierras, 2013), dando apertura a la inversin de empresas agroproductivas, cooperativas o grupos de productores (Chirinos, 2013). .

Figura 2. Determinantes de la competitividad por niveles

Frame_59.JPG

 

 

 

 

 

Fuente: Elaboracin propia.

Cuadro 1. Factores determinantes de la competitividad sistémica.

Niveles

Determinantes de la
competitividad

Fin de la competitividad por niveles

Factores controlables
por las organizaciones

Meta (Globalidad)

Pactos, convenios y créditos multilaterales entre naciones, alianzas institucionales, comerciales, investigativas, industriales entre naciones, factores socio culturales a nivel mundial, legislacin internacional

Competitividad del país

Factores difícilmente controlables

Macro
(Nacin)

Factores econmicos, socio-culturales, legales, políticos, política agrícola, condiciones de la demanda

Competitividad de las organizaciones en las regiones de cada país (para conformar competitividad de la nacin)

Factores no controlables por la organizacin

Meso
(Sector)

Industrias relacionadas y de apoyo y rivalidad entre empresas

Competitividad de las organizaciones en los sectores de la regin

Factores no controlables, pero negociables por la organizacin

Micro
(Empresas)

Estrategia y estructura, actores productivos, materiales o suministros, productos, costos, calidad, capacidad de innovacin y tecnolgica, productividad, costos, precios, mercadeo

Competitividad individual de las organizaciones

Factores controlables por la organizacin

Fuente: Elaboracin propia a partir de la informacin de Hernández (2001),
Porter (1991), Benavides (2002), Rojas et al. (2000), Cabrera et al. (2011),
Montoya et al (2008), Labarca (2007), Saavedra (2012), Serna et al. (2013),
Solleiro y Castañon, 2012, Zarazúa-Escobar et al., 2011).

Fuente: Elaboracin propia a partir de la informacin de Hernández (2001), Porter (1991), Benavides (2002), Rojas et al. (2000), Cabrera et al. (2011), Montoya et al (2008), Labarca (2007), Saavedra (2012), Serna et al. (2013), Solleiro y Castañon, 2012, Zarazúa-Escobar et al., 2011).

 

En el Cuadro 2, se precisan acuerdos entablados entre Venezuela y estas naciones para fortalecer los rubros: ganadería bovina, avícola y porcino. Entre ellos, destacan: 1) acuerdos materializados con fines investigativo, orientados fundamentalmente al fortalecimiento de la actividad ganadera (mejoramiento genético, sanidad animal); 2) acuerdos de capacitacin para los diferentes rubros, en los que participa el Instituto Nacional de Tecnología Agrícola (INTA) y; 3) acuerdos para el fortalecimiento de los sectores industriales (incorporacin de tecnología, construccin de nuevas plantas industriales y fortalecimiento de otras ya existentes).

Cuadro 2. Convenios Internacionales para fortalecer rubros estratégicos del sub sector animal

Los rubros en estudio son considerados estratégicos por el Estado venezolano
Fuente: Adaptado del Ministerio del Poder Popular para la Agricultura y Tierras
(2013).

Al analizar los convenios emprendidos entre los países, se evidencia una mayor inclinacin al fortalecimiento del rubro ganadería bovina con los acuerdos establecidos con Argentina y Brasil, países líderes en la produccin de carne a nivel latinoamericano.

Al analizar los convenios emprendidos entre los países, se evidencia una mayor inclinacin al fortalecimiento del rubro ganadería bovina con los acuerdos establecidos con Argentina y Brasil, países líderes en la produccin de carne a nivel latinoamericano.

Asimismo, se establecen acuerdos con Cuba para la construccin de empresas mixtas socialistas, sin embargo, los niveles de produccin de esta nacin se encuentra por debajo de los logrados por Venezuela en los rubros avícola y bovino, y segn plantea Nova (2008), el sector agropecuario en Cuba muestra resultados poco alentadores, además de encontrarse urgido de reformas y transformaciones importantes.

Ante tal situacin, cabe preguntarse si realmente estos acuerdos contribuirán al desarrollo de estos rubros estratégicos, y en qué medida se propiciará la internalizacin de los intercambios realizados propiciando el desarrollo y fortaleciendo realmente dichos sectores.

Con países como China, Iran y Belarus, los principales acuerdos son para el fortalecimiento de la infraestructura productiva (incorporacin de maquinaria, equipos, plantas, herramientas varias, entre otros).

Es importante destacar que en la mayoría de los acuerdos establecidos entre naciones, Venezuela es el país receptor de cada uno de estos convenios, más no se evidencia que comparta sus fortalezas con otros países. Esto conlleva a inferir que desde la perspectiva de la competitividad a nivel meta, Venezuela no dispone de potencial en estos rubros para propiciar una competencia de sus prácticas, tecnología y conocimiento que le permita competir con otras naciones incluso con niveles de produccin inferiores.

Al respecto Cabrera et al. (2011), plantean que el nivel meta tiene como premisa la integracin social, es decir, la formacin de estructuras en la sociedad para elevar la capacidad de los diferentes grupos de actores con el fin de articular sus intereses y satisfacer, entre todos, los requerimientos tecnolgico-organizativos, sociales, ambientales y aquellos que plantea el mercado.

Nivel macro

Los determinantes de la competitividad en el nivel macro, consideran aspectos econmicos, políticos, sociales y culturales principalmente. Desde la perspectiva legal, en Venezuela se establece en la Constitucin Nacional Bolivariana (1999), específicamente en el artículo 305: la agricultura sustentable como base estratégica del desarrollo rural integral, a fin de garantizar la seguridad alimentaria de la poblacin (Asamblea Nacional, 1999).

Asimismo, se han establecido políticas orientadas a promover un desarrollo competitivo del sector agrícola nacional a fin de garantizar eficientemente la seguridad alimentaria, en el marco de un conjunto de estrategias que permitan adecuarnos a la globalizacin de los mercados prevaleciendo el interés nacional (Repblica Bolivariana de Venezuela, 2001; 2007).

Sin embargo, a pesar de estar definidos lineamientos estratégicos de Estado en dichos documentos, no se evidencia una ejecucin de las políticas que propicie un desarrollo suficiente para solventar problemas que hoy día padece el sector agroalimentario.

Desde la perspectiva legal, se han emitido y aprobado leyes vinculadas al sub sector estudiado (Confederacin de Asociaciones de Productores Agropecuarios, 2013), entre las que se pueden mencionar: 1) Ley orgánica de seguridad y soberanía agroalimentaria (2008); 2) Ley de reforma parcial de la Ley de tierras y desarrollo agrario (2010); 3) Ley para la promocin y desarrollo de la economía popular (2008); 4) Ley de beneficios y facilidades de pago para las deudas agrícolas y rubros estratégicos para la seguridad y soberanía agroalimentaria (2008); 4) Ley de créditos para el sector agrario (2008); 5) Ley de salud agrícola (2008), entre otras como la Ley de Costos y precios Justo (2011), la Ley orgánica del trabajo, los trabajadores y las trabajadoras (2012), entre otras.

Las disposiciones en ellas contenidas, promueven el modelo de produccin social-comunitario con nuevos sujetos organizativos de la economía agrícola, con insercin en la seguridad social; también regulan la tenencia y uso de la tierra, así como otros beneficios, deberes y derechos de los involucrados con el sector objeto de estudio. Sin embargo, señalan algunos productores entrevistados (Entrevista, 2012c), que dichas disposiciones vienen acompañadas de grandes niveles de incertidumbre y amenazas. Aunado a ello, muchos no comparten el modelo de produccin social y sus prácticas siguen orientadas al capital.

Por otra parte, en el macro entorno venezolano, existen políticas definidas por el gobierno nacional con incidencia directa en el sub sector animal: 1) control de precios de los productos básicos leche y carne de res, huevos y carne de pollo y carne de cerdo; lo que exige a las empresas un trabajo altamente productivo y eficiente, para cumplir con la regulacin y obtener cierta rentabilidad por la actividad desarrollada; 2) control cambiario, pues los sectores en estudio a pesar de pertenecer a un sector estratégico, existen trámites burocráticos para la adquisicin de divisas que permiten acceder a materias primas e insumos importados; 3) altos niveles de importacin de alimentos; 4) política de subsidio al sector, políticas que se harán insostenibles con el transcurrir del tiempo, producto por una parte por la crisis alimentaria mundial y las variaciones a nivel mundial de los precios de los productos pertenecientes a los rubros estudiados (Organizacin de las Naciones Unidas para la alimentacin y la Agricultura, 2012, 2013)

En lo que respecta a la política comercial, las importaciones han ido en un constante crecimiento desde el año 2004, disparándose las mismas en los años 2007-2009 (Gráficos 2 y 3) (Banco Central de Venezuela, 2013).

Sobre este particular, precisa Morales (2009), que el sector agroalimentario venezolano se encuentra estrechamente vinculado al sistema agroalimentario internacional, vínculo que se tradujo, en la práctica, en un alto grado de dependencia de las importaciones de materias primas para su procesamiento agroindustrial.

Gráfico 2. Importaciones de carne y despojos comestibles3
(en FOB US$)

Frame_192.JPG

Fuente: Elaboracin propia en base a datos del Banco Central de Venezuela (2013).

Estas estadísticas se encuentran en sintonía con el informe de memoria y cuenta emitido por el Ministerio del Poder Popular para la Agricultura y Tierras (2012) correspondiente al año 2011, en este se indican los certificados de no produccin o produccin insuficiente para la importacin de carne de bovino, unidades de huevos fértiles, pollitos bebes, bovino en pie para beneficio y carne de bovino en cortes deshuesada congelada, entre otros alimentos. Esto ratifica que no se dispone de produccin suficiente, ni de la tecnología necesaria para garantizar el relevo de los animales destinados a la reproduccin, cría y levante y engorde.

Adicionalmente en el sector avícola y porcino, se importa gran cantidad de insumos fundamentales para la elaboracin del alimento concentrado para animales (sorgo, maíz y soya principalmente) (Ministerio del Poder Popular para la Agricultura y Tierras, 2012), así como importaciones de medicinas y vacunas para las diferentes fases de la cadena agroproductivas. Tales insumos provienen de países como Estados Unidos, Colombia, Brasil, Bolivia, Argentina, China entre otros (Entrevista, 2012a).

De estas cifras, la carne de ganado y el ganado bovino, tuvo un porcentaje representativo, pues segn estadísticas del BCV (2009) el incremento fue del 137,6% de las importaciones del año 2008 en relacin con el año 2007, de las cuales se dedicaron parte al consumo final y, otra parte a ganado en pie (inversiones), cifras que se incrementan sostenidamente a partir del año 2004 al 2012 (Gráficos 1 y 2).

En lo que respecta a la política cambiaria, a pesar que existe prioridad para la adquisicin de divisas y licencias de importacin de alimentos; los empresarios y productores, alegan la rigurosidad y burocracia de los trámites establecidos por la Comisin de Administracin de Divisas (Comisin de Administracin de Divisas, 2012).

Gráfico 3. Importaciones de animales vivos (en FOB US$)

Frame_193.JPG

Todo esto conlleva a afirmar que en el país existen controles que establecen restricciones en el sub sector analizado, lo que limita la produccin de los rubros estudiados (Entrevista; 2012a, 2012b, 2012c). Hernández (2001) y Benavides (2002) plantean que es fundamental para el logro de la competitividad que las condiciones macroeconmicas sean estables, las políticas cambiarias realistas, y la política comercial estimulante de la industria local. Sin embargo, en Venezuela, las regulaciones establecidas condicionan el desarrollo de la capacidad productiva del país, sus finanzas, sus procesos y finalmente su insercin en el mercado ampliado.

Para la Cepal (2001), en este nivel se ejercen mayores presiones sobre las empresas mediante exigencias de desempeño a través de la coordinacin de diferentes políticas econmicas como la fiscal, la monetaria, la comercial, y la impositiva, entre otras.

Nivel meso

Los determinantes a nivel meso, consideran las industrias relacionadas y de apoyo; se desagregan en empresas productoras de bienes complementarios, proveedores y distribuidores. Se precisan en el Cuadro 3.

Es de destacar que dado que los sub sectores avícola y porcino, manejan una cadena agroproductiva con integracin total o parcial de cada una de sus fases, presentan un sector industrial más estructurado que el bovino. Se aprovechan economías de escala, se negocia con proveedores y son mayores las barreras de entradas, bien sea por la integracin exigida para operar, las altas inversiones requeridas para el desarrollo de la integracin o el capital requerido para asumir los altos costos de alimentacin por ejemplo (Orozco et al., 2004; Rodríguez et al., 2012). Por el contrario, los sistemas de produccin ganaderos se manejan con concepciones tradicionales, sin integracin de su cadena productiva, presenciándose menos formalidades y estructuraciones a nivel del sector industrial en el cual desarrollan su actividad.

Desde la perspectiva de la competitividad, no se evidencia un sector autosuficiente, integrado, capaz de ofertar productos suficientes para garantizar la satisfaccin de demandas locales y nacionales. Además en el sector agroalimentario venezolano, se está configurando una nueva red de relaciones donde el estado se convierte en el principal actor en materia alimenticia.

Al respecto Porter plantea que existen dos grandes hiptesis: la primera, que el gobierno debe intervenir para sostener e incrementar la capacidad competitiva de las empresas, mientras que en el extremo opuesto se encuentra la tesis que sostiene de que la intervencin del estado es nefasta para la competitividad de las organizaciones, sin duda nos encontramos en la segunda opcin pues el Estado se ha convertido en importador, comercializador y distribuidor de bienes alimenticios, más no así productor a gran escala (satisfaccin de la demanda) de productos alimenticios.

Nivel Micro:

Para caracterizar las actividades desarrolladas por las unidades que conforman el sub sector analizado; en los tres casos, bovino, avícola y porcino se obtienen productos básicos destinados a satisfacer necesidades primarias de la poblacin; entre ellos: pollos enteros, huevos de consumo, pollos despresados, delicateses derivadas de la carne de pollo, carne de cerdo, carne de res, y leche principalmente. Dichos productos mantienen precios regulados, por lo que deben gestionar adecuadamente sus procesos internos para cumplir con la regulacin y obtener márgenes de rentabilidad que garanticen la permanencia de la organizacin en el tiempo.

Sub sector

Industrias relacionadas y de apoyo

Avícola

-Existen granjas asociadas o alquiladas para el engorde de aves.

-Se materializan acuerdos entre empresas del sector para la elaboracin de alimentos y elbeneficio de las aves.

-Existen proveedores nacionales y extranjeros para la adquisicin de: insumos para la elaboracin del alimento concentrado, medicamentos, vacunas, huevos fértiles (en algunos casos, cuando no se dispone de la fase de progenitoras), material de empaque, repuestos, entre otros.

-Existe una red de distribucin propia en algunos casos, en otros, se subcontratael proceso de distribucin. Se establecen acuerdos para la colocacin de productos en mercados mayoristas, minoristas, existen puntos de venta, tiendas propias, además de tener algunas empresas servicio a domicilio y distribucin in situ (venta de productos directamente de las plantas de beneficio)

Porcino

-Se establecen alianzas entre empresas del sector avícola y el porcino para la fabricacin de alimento concentrado; existiendo apoyo mutuo entre los actores.

-Los proveedores son muy similares a los del subsector avícola

-Se maneja una red de distribucin propia, con ciertas debilidades (retrasos en las entregas).

Bovino

-Dado que este sector no está integrado, los productores convienen entre ellos la transferencia de animales en las diferentes fases de su sistema de produccin, considerando situaciones de infraestructura y manejo en funcin de la condicin del animal y la intencionalidad del productor.

-Se establecen acuerdos con las plantas de beneficio para coordinar los lotes de reses que iniciarán este proceso dentro de la cadena.

-Los proveedores son muy similares a los del subsector avícola

-Poseen algunas modalidades de distribucin: propia, cuando  algunos productores tienen sus propios vehículos para la movilizacin de los animales, y subcontratada, cuando no se dispone de los medios para distribuir el ganado, En esta situacin,  se alquila el transporte para la movilizacin del animal, estableciendo acuerdos con terceras personas, donde se establece si los fletes serán asumidos por el comprador o el vendedor.

La oferta y la demanda de los rubros analizados, se presenta de la siguiente forma: 1) porcino: presenta una demanda estable, pues destina su produccin en mayor proporcin a la agroindustria; 2) avícola, su demanda es creciente, se distribuye a mayoristas y puntos de ventas (detallistas); y 3) bovino: mantiene una demanda creciente, en la línea de carne se vende a mayoristas (canal y ganado en pie), mientras que la leche se destina a la agroindustria (Entrevista; 2012a, 2012b, 2012c).

Es difícil diferenciar los productos obtenidos en cada rubro, es decir agregar valor, dada las características que presentan y la funcin básica que cumplen; sin embargo, esto puede realizarse en la agroindustria que procesa este tipo de alimentos. Desde la perspectiva de la calidad, se asumen estándares de calidad aceptables, pues se insertan en estrictos planes sanitarios, para garantizar normas básicas de higiene (Entrevista; 2012a, 2012b, 2012c).

Con respecto a la tecnología empleada, esta depende de las características de la empresa, sin embargo, estudios previos (Meleán et al., 2008, Rodríguez et al., 2012) indican que los sub sectores con mayor tecnificacin son el avícola y el porcino, sin embargo su tecnología dependerá de la fase de la cadena agroproductiva, en algunas existe cierta automatizacin, en otras un grado de mecanizacin importante, mientras que en otras el trabajo requerido es manual (Meleán et al., 2008). Algunas fincas ganaderas (grandes) emplean tecnologías de vanguardia para el desarrollo de sus procesos productivos a gran escala; sin embargo, en las pequeñas y medianas, las labores se realizan desde una perspectiva manual.

Es de destacar que en estas empresas, la tecnología empleada proviene de otros países, pues en Venezuela no desarrolla innovaciones de este tipo. Con respecto a los mercados, las empresas de los sub sectores estudiados, satisfacen mercados regionales y nacionales, manejan poca publicidad, pues atienden una alta demanda, y en algunos casos como el rubro de ganadería y el porcino, no tienen marcas registradas.

Es aquí donde la concepcin sistémica de competitividad planteada por la Cepal (2001) cobra fuerza al plantear la interaccin de todos los factores y actores en todos los niveles. Segn Hernández (2001), se debe reconocer que un desarrollo industrial exitoso no se logra nicamente con una funcin de produccin en el nivel micro, o de condiciones macroeconmicas estables en el nivel macro, sino también por la existencia de medidas específicas del gobierno y de organizaciones privadas de desarrollo, orientadas a fortalecer la competitividad de las empresas (nivel meso).

Reflexiones finales

Se identificaron cuatro niveles: meta, macro, meso y micro y se analizaron los determinantes de cada uno en los subsectores bovino, avícola, porcino. A nivel meta (globalidad), se plantean acuerdos con otras naciones: Argentina, Brasil y Nicaragua para el fortalecimiento del rubro ganadería principalmente (mejoramientos genéticos y productivos) y China, Irán y Belarus para propiciar desarrollos tecnolgicos y de infraestructura, así como con Cuba para propiciar la creacin de empresas mixtas socialistas en los tres sectores estudiados; en todos los casos, Venezuela en todos es país receptor en todos estos convenios.

A nivel macro, se analizaron los determinantes econmicos, políticos, legales y sociales, se determin que éstos influyen en los sectores analizados, en algunos casos de forma positiva, mientras que en otros casos la incidencia es negativa. Existen esfuerzos por parte del estado, para impulsar la economía agraria, sin embargo, no se han materializado del todo en los rubros analizados. Se importan grandes cantidades de insumos, productos terminados y ganado en pie para satisfacer la demanda de la poblacin venezolana y garantizar la produccin y continuidad de la actividad productiva (cría y levante) en el sub sector estudiado

En el nivel meso se identificaron industrias relacionadas y de apoyo, donde se encuentran actores importantes que forman parte de los sectores analizados. Existen entre ellos cooperacin y fines comunes que han aprovechado para afrontar las situaciones de dificultad por las que transcurren. Con respecto a la demanda, en algunos sectores se considera estable, mientras que en otros se ha incrementado en los ltimos meses, no se propician trabajos en redes productivas, no aprovechando los beneficios que pudieran derivarse de la misma.

A nivel micro, existen organizaciones que trabajan por hacer las cosas cada día mejor sin embargo, el sector en el que se encuentran inmersas ha atravesado situaciones difíciles, y más an en los rubros estudiados. En este caso, deberán asumir lineamientos de estado (controles de precios, control cambiario, entre otras políticas) y buscar la forma de trabajar armnicamente con el Estado para aprovechar situaciones sinérgicas que se traduzcan en el fortalecimiento de las actividades y procesos desarrollados desde sus unidades productivas.

En síntesis, en cada uno de los niveles estudiados, existen an muchas debilidades, pudiendo afirmar en funcin del análisis realizado, que como país Venezuela en los rubros estudiados y los aspectos analizados carece de ventajas competitivas y de la interaccin de los aspectos considerados en los niveles meta, macro, meso y micro que le permitan propiciar una competitividad en el sector estudiado.

A nivel de los sectores, existe mucho aun por desarrollar y fomentar, se requiere que el crecimiento del nmero de empresas por rubro sea paralelo al crecimiento de la poblacin, así como el fortalecimiento y desarrollo interno de las organizaciones existentes. Se requiere de sinergias importantes entre los principales actores para propiciar la competitividad de las empresa, sector, regin y nacin.

Referencias Bibliográficas

Asamblea Nacional (1999). Constitucin de la Repblica Bolivariana de Venezuela. Gaceta oficial N. 5.453,de fecha 24 de marzo de 2000 Venezuela.

ávila, Nelson y Guillezeau, Patricia (2008). Competitividad y productividad de las naciones. Revista Negotium, Ciencias gerenciales. Año 3 Numero 9, abril 2008. Venezuela. (Pp. 7-32).

Banco Central de Venezuela (2009). Informe econmico. Venezuela.

Banco Central de Venezuela (2013). Estadísticas importaciones. Venezuela

Benavides Espíndola, Olga (2002). Competencias y competitividad. Diseño para organizaciones latinoamericanas. Mc Graw Hill. Colombia.

Benitez Riech, José Guillermo y Cruz González, Víctor (2006). Un retorno reflexivo acerca de la competitividad de los productos de la industria alimenticia en Cuba. Revista Agroalimentaria. N.23. Junio-Diciembre 2006. Venezuela (Pp. 43-56).

Bustillos, Lissette (2011).La articulacin de la ganadería doble propsito como un agronegocio. En Innovacin y Tecnología en la Ganadería de Doble Propsito. Capítulo XII, seccin I Ediciones Astro Data S.A. Venezuela.

Cabrera Martínez, Alejandra María; Lpez Lpez, Paula Andrea, Ramírez Méndez, Claudia. (2011). La competitividad empresarial: un marco conceptual para su estudio. Documentos de investigacin. Administracin de Empresas. Universidad Central, Facultad de Ciencias Administrativas, Econmicas y Contables, Departamento de Administracin de Empresas. Primera edicin, N 4, Marzo 2011. Extraído de: http://www.ucentral.edu.co/ sites/publicaciones//images/storie/subportal_publicaciones/publicaciones/Documentos-Administracion4.pdf. Consulta: 27/10/12.

Carlin, Jhon (2004). Razones por las que hay hambre en el mundo. Diario el País. Edicin digital. Extraído de: http://elpais.com/diari/2004/12/05eps/1102231614_850215.html. Consulta: 10/06/2013.

Chirinos, José (2013). Hemos logrado la seguridad agroalimentaria del país, combatiendo la pobreza". Ministerio del Poder Popular para la Agricultura y Tierras. Extraído de: http://www.fondas.gob.ve/ index.php/noticias/noticias-nacionales/ 4369-hemos-logrado-la-seguridad- agroalimentaria-del-pais-combatiendo -la-pobreza. Consulta: 04/05/2013.

Comisin de Administracin de Divisas (2012). Cadivi. Extraído de: http://www.cadivi.gob.ve. Consulta: 20/02/12.

Comisin Econmica para América Latina y el Caribe (Cepal) (2001). Elementos de competitividad sistémica de las pequeñas y medianas empresas (PYME) del istmo centroamericano. CEPAL. Extraído de: http://www.eclac.cl/publicaciones /Mexico/9/LCMEXL49/l499.pdf. Consulta: 20/02/11.

Confederacin de Asociaciones de Productores Agropecuarios (Fedeagro). (2013). Leyes. Extraído de: http://www.fedeagro.org/leyes%2oAgricolas.asp. Consulta: 04/06/13.

Esser, Klaus; Hillebrand, Wolfgang; Messner, Dirk; Meyer-Stamer, Jrg (1996). Competitividad sistémica. Nuevo desafío a las empresas y a la política. Revista de la CEPAL. N (59). Chile. (Pp. 39-52).

Foro Econmico Mundial (2013).The Global Competitiveness Report (20122013). Editores Klaus, Schwab; Xavier Sala-i-Martín y Brge Brende. Suiza.

Gamboa Cáceres, Teresa; Arellano Rodríguez, Madelein y Nava Vásquez, Yuneska (2003a) Estrategias de modernizacin empresarial: Procesos, productos y fuerza de trabajo. Revista Venezolana de Gerencia. Año 8 N. 24. Universidad del Zulia, Venezuela. (Pp 592-606).

Gamboa Cáceres, Teresa; Arellano Rodríguez, Madelein y Nava Vásquez, Yuneska. (2003b) Actores y fines de las estrategias empresariales. Una reflexin desde las pequeñas y medianas empresas. Revista Visin Gerencial del Centro de Investigaciones y Desarrollo Empresarial (CIDE). Año 2 N 1. Vol. 1 Enero-Junio. Universidad de los Andes, Venezuela. (Pp 28-39).

Gamboa Cáceres, Teresa; Arellano Rodríguez, Madelein y Nava Vásquez, Yuneska (2001). Estrategias Empresariales: Aproximacin a una Tipología. Revista Venezolana de Ciencias Sociales. Volumen 5 N. 2. Universidad Nacional Experimental Rafael María Baralt, Venezuela (Pp. 132-154).

Gutiérrez Manstretta, Randolfo (2011). Pasado y presente del mercado de carnes en Venezuela Futuro? En Innovacin y Tecnología en la Ganadería de Doble Propsito. Capítulo LXXXVII, Ediciones Astro Data S.A. Venezuela.

Hernández, Rene Antonio (2001). Elementos de competitividad sistémica de las pequeñas y medianas empresas (PYMES) del Istmo Centroamericano. Serie de Estudios y perspectivas 5. Sede sub regional de la CEPAL en México: unidad de desarrollo industrial. Chile.

Instituto Nacional de Estadística-INE (2013). Encuesta de Seguimiento al Consumo de Alimentos. Extraído de: http://www.ine.gob.ve/index.php? option=com_content&id=246&Itemid=38;tmpl=component. Consulta: 15/07/13.

Labarca, Nelson (2007). Consideraciones tericas de la competitividad empresarial. Revista Omnia Año/vol. 13, Numero 002. Universidad del Zulia, Venezuela. (Pp. 158-184).

Loyo, Juan Carlos (2013). Venezuela alcanz más de 70% de produccin de alimentos en 2012. Extraído de: http://www.avn.info.ve/contenido/venezuela-alcanz%C3%B3-m% C3% A1s-70-producci%C3% B3n-alimetos-2012. Consulta: 21/07/2013.

Machado A., Carlos (2011). Derechos de propiedad y competitividad agroalimentaria en Venezuela. En Innovacin y Tecnología en la Ganadería de Doble Propsito. Capítulo Introductorio. Ediciones Astro Data S.A. Venezuela.

Martiña Morantes, Zoraida Rondn, Omar Colmenares, Leyla Ríos de álvarez y César Zambrano (2008). Análisis descriptivo de los sistemas de produccin con ovinos en el municipio San Genaro de Boconoito (estado Portuguesa, Venezuela). Revista Científica, FCV-LUZ / Vol. XVIII, N 5, Venezuela (Pp. 556-561).

Meleán, Rosana, Bonomie, María y Rodríguez, Guillermo (2008). Procesos productivos de la industria avícola zuliana: Fases de alimento, engorde y beneficio. Revista de la Facultad de Agronomía N 25:1. Enero-Marzo. Venezuela (Pp. 160-184).

Mercado, Alexis; Crdova, Karenia y Testa, Pablo (2007).Tendencias organizativas y tecnolgicas de la industria agroalimentaria global y su manifestacin en Venezuela. Agroalimentaria Vol. 12, N 24, Venezuela (Pp. 85-103).

Ministerio del Poder Popular para la Agricultura y Tierras - MAT- (2013). Convenios Internacionales. Extraído de: http://www.mat.gob.ve/. Consulta: 20/05/2013.

Montoya R., Luz Alexandra; Montoya R., Ivan Alonso; Castellanos D. Oscar Fernando (2008). De la nocin de competitividad a las ventajas de la integracin empresarial. Revista Facultad de Ciencias Econmicas, Vol. XVI (1), Junio, Colombia (Pp59-70).

Morales Espinoza, Agustín (2009). La cuestin agroalimentaria en Venezuela. Revista Nueva Sociedad N 223, septiembre-octubre, Venezuela. (Pp. 128-145).

Nova González, Armando (2008). El sector agropecuario en Cuba. Revista Nueva Sociedad. N 216, julio-agosto, Venezuela (Pp. 77-89).

Organizacin de las Naciones Unidas para la alimentacin y la Agricultura. (2012). Price volatilityfrom a global perspective. Technical background document forthehigh-leveleventon: Foodpricevolatility and the role of speculation FAO headquarters, Rome, 6 July 2012. Extraído de: http: //www.fao.org/fileadmin/templates/est/meetings/Price_volatility/Price_volatility_TechPaper_V3_clean.pdf. Consulta: 17/07/2013.

Organizacin de las Naciones Unidas para la alimentacin y la Agricultura (2013). Situacin Alimentaria Mundial. índice de la FAO para los precios de los alimentos. Fuente: http://www.fao.org/worldfoodsituation/ indice-de-la-fao-para- los-precios-de-los-alimentos/es/ .Consulta 17/07/13

Orozco Campo, Rafael; Meleán Romero, Rosana y Rodríguez Medina, Guillermo (2004). Costos de produccin en la cría de pollos de engorde. Revista Venezolana de Gerencia. Volumen 9, Nmero 28. Universidad del Zulia. Venezuela (Pp 1-27).

Peña Marcano, María Elena (2011). Sistemas de gestin de la calidad en empresas ganaderas. En Innovacin y Tecnología en la Ganadería de Doble Propsito. Ediciones Capítulo VII. Ediciones Astro Data S.A. Venezuela.

Pérez-Escatel, Aldo A.; Pérez Veyna, Oscar (2009). Competitividad y acumulacin de capacidades tecnolgicas en la industria manufacturera mexicana. Investigacin Econmica, Vol. LXVIII, Nm. 268, abril-junio, Universidad Nacional Autnoma de México, México. (Pp. 159-187).

Porter, Michael (1991). La ventaja competitiva de las naciones. Javier Vergara Editor. Grupo Zeta. Argentina.

Porter, Michael (2003). Ser Competitivo. Nuevas aportaciones y conclusiones. Deusto. España.

Repblica Bolivariana de Venezuela (2001).Líneas generales del plan de desarrollo econmico y social de la Nacin 2001-2007. Venezuela.

Repblica Bolivariana de Venezuela (2007). Líneas generales del Plan de desarrollo econmico y social de la Nacin 2007-2013. Venezuela.

Rodríguez Medina, Guillermo; Rodríguez Castro, Belkis y Villasmil Amaloa Karina (2012). Costos de produccin en explotaciones porcinas de ciclo completo en el Municipio Mara, estado Zulia, Venezuela. Revista Venezolana de Gerencia. Volumen 17, Nmero 60, Venezuela (Pp. 709-729).

Rojas, Patricia, Romero, Sergio y Seplveda (2000). Algunos ejemplos de cmo medir la competitividad. Serie de cuadernos técnicos del Instituto Interamericano de Cooperacin para la agricultura (IICA), N 14. Competitividad de la agricultura: cadenas agroalimentarias y el impacto del factor localizacin espacial. San José, Costa Rica.

Saavedra García, María Luisa (2012). Una propuesta para la determinacin de la competitividad en la pyme latinoamericana. Revista científica pensamiento y gestin. N 33, Julio- Diciembre 2012 (Pp.93-124)

Segovia-Lpez, Emma; y Albornoz-Gotera, Arlenis (2011). Alianzas estratégicas para la vinculacin de productores a mercados dinámicos. En Innovacin y Tecnología en la Ganadería de Doble Propsito. Capítulo XIII, Ediciones Astro Data S.A. Venezuela.

Solleiro R., José L. y Castañon I., Rosario (2012). Competitividad, innovacin y transferencia de tecnología en México. Innovacin y competitividad. España. Noviembre-Diciembre 2012. N 889, (Pp. 149-161).

Vera, Leonardo (2010). Venezuela: anatomía de una recesin profunda y prolongada. Revista Nueva Sociedad N 228, julio-agosto, Venezuela (Pp. 14-25).

Zaraza-Escobar, José A.; Almaguer-Vargas, Gustavo; Márquez-Beber, Sergio (2011). Redes de innovacin en el sistema productivo fresas en Zamora, Michoacán. Revista Chapingo series horticultura 17 (1), México (Pp. 51-60).

Entrevistas

_____ (2012a) Entrevista personal, productores del sub sector avícola. Estado Zulia, Venezuela.

_____ (2012b) Entrevista personal, productores del sub sector porcino. Estado Zulia, Venezuela.

_____ (2012c) Entrevista personal, productores del sub sector ganadero. Estado Zulia, Venezuela.

Refbacks

  • No hay Refbacks actualmente.